Jueves, septiembre 21, 2017
Inicio > Senderos > Democracia, ¿Qué es y para qué sirve?
Senderos

Democracia, ¿Qué es y para qué sirve?

ECUADOR (O) | A lo largo de la vida institucional del Ecuador seguramente usted ha escuchado hablar sobre Democracia, sus valores, interpretación o su contenido, entonces ahí radica su importancia, no es factible escuchar tanto de Democracia y no saber ¿Qué es y para qué sirve?

Por: Byron Quelal, columnista invitado (O)

Democracia es una palabra compuesta derivada de los términos griegos  “dêmos”: pueblo y “krateîn”: gobernar, por tanto, Democracia no es otra cosa que el “gobierno del pueblo”; pueblo se entiende como “el conjunto de personas que integran una localidad, Nación o Estado”; por tanto, es el pueblo de un lugar determinado el único capaz de gobernarse bajo el principio de la autodeterminación.

Sin embargo, la Democracia no es única y tiene variantes, por ejemplo; existe la Democracia Directa, aquí el pueblo ejerce su soberanía sin la intermediación de instituciones representativas (en Atenas los ciudadanos convocados en la plaza pública o en el ágora tomaban decisiones); la Democracia Popular: los gobiernos “socialistas” de la Europa del este se autodenominaban así; y la Democracia Representativa: en este sistema el pueblo ejerce su soberanía a través de órganos representativos que se eligen por votación (cámara legislativa y presidente de la República comúnmente).

En el Ecuador rige una Democracia Representativa, es decir; el ciudadano a través del poder del sufragio ostenta la capacidad de formar un gobierno, ahora, la Democracia no se reduce a una elección, va más allá, la Democracia implica el reconocimiento de derechos como la libertad, la igualdad y la no discriminación, la puesta en marcha de principios como la separación de poderes, la rendición de cuentas y la fiscalización, en fin, la Democracia brinda al individuo la capacidad de participar en las decisiones de gobierno, sea este seccional o nacional, gracias a la Democracia usted puede controlar a sus gobernantes, pues la elección de un representante no es la máxima expresión de la Democracia;  inspeccionarlo, fiscalizarlo o demandar información y soluciones a los problemas de carácter público se apega aún más al sentido de Democracia. Por tanto, la verdadera utilidad de la Democracia radica en que usted estimado lector por derecho propio y sin ningún requisito previo participe e intervenga de manera activa en el gobierno de su localidad, después de todo la participación del ciudadano en la dirección del Estado es un deber del mismo y un derecho individual y colectivo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *